Una infancia en España, una vida en Reino Unido

16 may

Principios de 1937, la Legión Cóndor ataca Vizcaya, la brutalidad del ataque provoca que las autoridades decidan poner en marcha acciones para alejar a los niños del peligro, rumbo a Inglaterra. En Abril de ese mismo año el Gobierno Vasco solicita al Foreign Office la entrada de los niños exiliados, pese que a las autoridades inglesas al principio muestran reticencias, al final pudieron entrar.

Uno de esos niños era Luís Santamaría, que con 10 años sufrió el dolor de separarse de sus padres, junto a sus otros dos hermanos varones. “Como veíamos películas americanas, todos los chavales pensábamos de que Nueva York estaba en Inglaterra, ósea que todos los ingleses vivían en rascacielos y el Queen Mary, eso es lo que sabíamos de los ingleses…”.

Una vez finalizada la guerra, los padres de Luís decidieron no repatriar a sus hijos con la esperanza de que tuvieran una vida mejor. Por lo que la mayor parte de su vida la ha pasado en el Reino Unido, donde trabajó y formó su propia familia. Desde la distancia, sin que ello fuera un impedimento, continuó con su incesante lucha contra el franquismo.

Hoy, jubilado, vive en Londres, donde disfruta de sus nietas y pasa su tiempo libre escribiendo. Como Luís, gran parte de los niños que fueron evacuados a Inglaterra – la mayoría vascos – aun residen en el país que les acogió.

No hay comentarios

Deja un comentario